Seguidores

sábado, 29 de septiembre de 2012

Balboa toma posesión del Océano Pacífico 1513

29 de Septiembre de 1513.-


 Vasco Núñez de Balboa y 190 españoles parte del Darién en dirección a Careta, región caribeña cuyo cacique era aliado de los españoles y en donde se unieron mil nativos más. Desde aquí­ se introdujeron en la espesa y verde selva en búsqueda de ese mar del que tanto le habí­an hablado los indí­genas y que, según sus instrucciones, siguiendo más al sur le llevarí­an al Birú (Perú), tierras repletas de oro y riquezas.


Vasco Nuñez de Balboa


     Por el camino fueron tropezando con distintas tribus que recibieron de muy diversa forma a los extranjeros. Unos bien acogiéndoles y dándoles de comer y ofreciéndoles el descanso de sus casas y otros con lanzas y flechas envenenadas.  En éste último caso si los españoles vencí­an solí­an obligar al cacique a convertirse al cristianismo y así­ ser su aliado, pero si perdí­an tení­an que huir lo más rápido posible. Tengamos en cuenta que con los expedicionarios españoles viajaban indí­genas aliados que conocí­an muy bien las distintas formas de guerrear y eran mucho más útiles en un territorio selvático tan hostil para los europeos.



Itinerario seguido por Nuñez de Balboa.


     Casi a finales de septiembre, concretamente el dí­a 25 llegaron a las cordilleras del rí­o Chucunaque. Allí­ le indicaron que subiendo a una de sus montañas podrí­a ver el gran mar del Sur. Balboa subió personalmente para comprobar este dato y además así­  ser el primero en poder contemplarlo. Ante él se presentó un inmenso y azul mar que no podí­a ser otro que el que les iba a llevar a ricas tierras en oro y perlas.
Pero aún no estaban en la costa, tan solo lo habí­an podido ver a lo lejos. Tení­an que volver a descender y recorrer un valle que les llevara hasta allí­. Envió al capitán Alonso Martí­n a buscar un buen sendero que seguir por esas inhóspitas tierras regresando a los dos dí­as con la misión cumplida.
Siguiendo la instrucciones del capitán Martí­n, Balboa y un grupo de 26 elegidos arribó a la costa y tomaron posesión del nuevo mar en nombre de los reyes de Castilla.


Balboa tomando posesión del Océano Pacífico en nombre de los reyes de España.

      Balboa se puso la coraza y el yelmo, tomó el estandarte con la imagen de la Virgen de la Antigua en la mano derecha y con la espada desnuda en la izquierda se adentró algunos pasos, hasta que el agua le llegó a las rodillas. Luego empezó a pasear de un lado para otro recitando:
Vivan los muy altos e poderosos señores reyes don Fernando e doña Juana, Reyes de Castilla e de León, e de Aragón, etc. en cuyo nombre e por la corona real de Castilla tomo e aprehendo la posesión real e corporal e actualmente destas mares e tierras, e costas, e puertos, e islas australes...”.
     Preguntó luego desafiante si alguien se oponía a la posesión, pero nadie replicó. A continuación preguntó si los españoles presentes estaban dispuestos a defender con sus vidas la posesión por los reyes de Castilla, a lo que contestaron todos afirmativamente. Después ordenó al escribano dar fe del acto y escribir los nombres de todos los presentes. Valderrábano anotó 26 nombres, encabezados por los de Balboa y Pizarro. Los testigos probaron el agua y aseguraron que era salada, como la de la otra mar. Por último Balboa dio unos sablazos a las aguas y salió a la playa, donde hizo con un puñal tres cruces en los árboles, en nombre de la Santísima Trinidad.


Mapa del Mar del Sur, como era conocido el Pacífico.

 Los acompañantes secundaron su acción cortando ramas y grabando cruces. Todo el formalismo quedó así cumplido.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada